Tips

Fomentando autosuficiencia, responsabilidad e independencia en nuestros hijos

Está incrustado en la cultura mexicana. Lo he notado bien.

La primera vez que llegue a vivir a Mexico, en prepa, escuchaba frases como:

“Marisol, a ti no se te cierra el mundo”, “lo que quieres, lo logras” o cosas de ese tipo. Por otro lado, escuchaba frases como: “tu te tenías que despertar tu sola con despertador? tu mamá no te despertaba en las mañanas? Y también: Te tenías que preparar tu tu propio Lunch? No te lo preparaba tu mamá?! En ese momento no sabía si yo tenía superpoderes desconocidos para mí para realizar tan difíciles hazañas….

Después vino la época en la que tuve a mi primera hija, en Alemania, y volvieron frases de mis amigas mexicanas como “se va a ir tu mamá a vivir contigo, o vas a venir a tener a tu bebé a donde vive tu mamá?” O, “como le vas a hacer tu sola?!” Y de nuevo me preguntaba si había alguna dificultad oculta que me pasara desapercibida de la función humana milenaria de tener hijos…..

Pero lo entendí mejor cuando regrese a Mexico hace 4 años y metí a mi hija la más pequeña, en sé entonces de dos años, a Tae Kwan do. Me pasaba desapercibido que después de la clase, volaban mamás y “nanas” a ponerles los zapatos a los niños, hasta que un día mi hija preguntó: “mamá, porque en este país los niños no saben ponerse los zapatos?”

Y en eso…. todo me hizo click. Empecé a observar:

1. “Tengo sed” y volaba una nana o mamá a servir agua

2. “Quiero ir al baño” y se paraba un adulto a acompañar al niño al baño

3. Es más, a veces los niños ya ni decían nada y volaba el adulto a ponerle el sweater o resolver cualquier trivialidad existente.

Pero lo más asombroso para mí, fue observar que los niños lloraban, con cara de frustración y sufrimiento, si querían algo (por más sencillo que fuera) y no había un adulto o “nana” cerca, mientas que mis hijas gozaban en felicidad su independencia.

Me cayo el 20! Yo No tenía súper poderes. No se me “cerraba el mundo”, porque tuve la ventaja de tener padres que no me criaron con esa limitante. Y estoy sumamente agradecida.

Pero saben que es lo peor del caso? Que al

Avanzar mi vida aquí en Mexico, cada vez que no “les resolvía la vida a mis hijas”, me topaba con comentarios de

Que mala mamá! Que desinteresada! Desobligada! Pobres niños!

Y entonces lo entendí aún más. No era un complot nacional de criar niños inútiles, en la cultura hay una fuerte asociación de amor = no dejar que tu hijo haga, bajo ninguna circunstancia, nada por ello mismos.

Y escribo este post para ver si a alguien le sirve el punto de vista del otro lado de la moneda….

Si quiero a mis hijas. Las quiero tanto, que me aguanto esa satisfacción que daría a mi orgullo solucionarles cosas que pueden hacer ellas mismas, para así, darles las herramientas para poder desarrollarse autónoma e independientemente y así, puedan realizarse más.

Que enriquecedor es conocer varias culturas y compartirnos lo bueno que tiene cada una ❤️

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s